EL ÚLTIMO SOS

EL ÚLTIMO SOS

Debido a la contaminación global, la Capa de ozono ha quedado destruida casi por completo. Esta “Capa”, que se encuentra alrededor de la Tierra, tenía que protegernos sobre todo de los rayos UVB y UVC. Debido a su destrucción, los abrasadores, cancerígenos y letales rayos UVB y UVC han aumentado en un 1,400%. Por lo tanto ya estamos casi desprotegidos. Si esta “Capa” se destruyera todavía más o completamente, la Vida sobre la Tierra desaparecería en unos minutos. Seguir leyendo ...